¡Promovamos el deporte en familia!

Como padres de familia debemos fomentar hábitos que ayuden a nuestros hijos a ser no sólo personas exitosas y humanas, sino también individuos llenos de salud.

El hábito de hacer deporte o alguna actividad física que contribuya a mantener nuestra salud en buen estado es algo que ha quedado de poco a poco en el olvido, y es que esta situación sumada a la mala cultura alimenticia ha llevado a nuestro país a ser el 1er lugar en obesidad en el mundo… ¿Esto es para enorgullecernos?

promover_deporte_en_familia

Como padres de familia tenemos la obligación de fomentar en nuestros hijos el hábito de hacer deporte, pues más allá ser una actividad necesaria, comprende acciones que les ayudarán a ser personas saludables, llenas de vitalidad, además de disciplinadas y capaces de afrontar retos más complicados.

¿Cómo empezar?
No necesariamente debes enviarlos a extracurriculares para que practiquen deportes: hacer actividad física, practicar algún deporte o juego en familia es la mejor opción.

1. Date tiempo
Empieza por asignar periodos cortos en la tarde, en donde puedan salir a caminar, correr, andar en bicicleta, jugar a los “congelados”, fútbol, o cualquier otra actividad que se te ocurra y que les pueda gustar.

2. Conviértelo siempre en un juego
Haz que pase inadvertido el hecho de que salen a propósito y que es con el fin de que sus vidas no sean tan sedentarias… Ellos son tan observadores y astutos que podrían intentar frustrar tus intentos sin que te des cuenta… Podrías terminar en la sala viendo televisión.

Trasforma este tiempo en un juego, rétalos y haz que contemplen al deporte como una actividad espontánea y divertida… ¿Cómo? ¡Sé espontáneo! Expresiones como “a ver quién gana”, “te reto a”, o “a que no me ganas” pueden ser incentivos que los estimulen a competir contra ti.

Recuerda siempre aplaudir sus victorias cuando ganen, pero también ayúdales a abordar el fracaso cuando no se así, y estimúlalo a superar la dificultad.

3. Pon reglas
No está demás aportar al juego normas que les permitan direccionar sus habilidades y comportamientos de manera correcta, pues en ello viene implícito el esfuerzo, la disciplina y la superación. Sé relajado al imponer y haz que ellos también aporten reglas.

4. Usa los fines de semana para hacer campeonatos o competencias
Ya que practican en la semana, puedes hacer “competencias finales”, en donde pueden participar más miembros de la familia.

Esto ayudará a tus hijos a forjar el hábito del deporte, pero también les enseñará sobre el tiempo de calidad, la diversión, y sin dudad, marcará sus vidas con hermosos recuerdos en familia.

¿Qué esperas? Comienza hoy, y cambia su futuro para siempre.

Unión Nacional de Padres de Familia

Compartir esto.

Share

Tags :