El Día del Niño es un día de celebración por los avances conseguidos, pero sobre todo es un día para llamar la atención sobre la situación de los niños más desfavorecidos, dar a conocer los derechos de la infancia y concienciar a las personas de la importancia de trabajar día a día por su bienestar y desarrollo.

Naciones Unidas celebra el Día Universal del Niño el 20 de noviembre, fecha en la que la Asamblea General de la ONU aprobó la Declaración de los Derechos del Niño en 1959. Esta declaración, que no tenía legalmente carácter vinculante, no era suficiente para proteger los derechos de la infancia. Tras diez años de negociaciones con gobiernos de todo el mundo, líderes religiosos, ONG, y otras instituciones, se logró acordar el texto final de la Convención sobre los Derechos del Niño, el 20 de noviembre de 1989, cuyo cumplimiento es obligatorio para todos los países que la han firmado.

La Asamblea General de la ONU recomendó en 1954 destinar un día a fomentar la fraternidad entre los niños y las niñas del mundo, y promover su bienestar con actividades sociales y culturales.

Día del Niño en México

DiaNiño

La celebración en México se estableció el 30 de abril en 1924. Fue durante el gobierno de Álvaro Obregón y luego de que el país se sumara a la Convención de Ginebra para velar por el bienestar de la infancia, el cual se había visto vulnerado tras la Primera Guerra Mundial.

Y es que fue después de esa guerra que el mundo reparó en los efectos negativos que temían los conflictos bélicos en la población civil, en particular entre los infantes. Fue por eso que en la Convención de Ginebra se emitió la Declaración de los Derechos de los Niños.

En México se escogió el 30 de abril ya que el festejo podía empalmarse con el 1 y 5 de mayo, dos días de por sí ya importantes en el país. Además la ONU lo festeja el 20 de Noviembre, pero ese día nosotros celebramos nuestra Revolución.

Situación de los Niños en el mundo.

La Declaración de los Derechos del Niño (1924 y 1959) surgió a partir de las precarias y lamentables circunstancias en que se hayan millones de niños alrededor del mundo y por desgracia éstas persisten hasta la fecha. De acuerdo a United Nations Children’s Found (UNICEF) esta es la situación actual de los niños en el mundo (*Datos de 2013)

218 millones trabajan.
40 millones son maltratados.
10 millones son explotados sexualmente.
2.3 millones están infectados con SIDA.
20 millones refugiados.
10 mil muertos por guerras.
250 mil son soldados.

Y en el caso de los niños mexicanos tenemos las siguientes cifras:
32.5 millones de niños y 1.2 millones de niños indígenas hay en México.
80.03% de niños asisten a la escuela, 19.9797% no asiste al aula.
3.6% millones de niños entre 8 y 14 años no saben leer ni escribir.
4 millones de niños mexicanos trabajan, de los cuáles el 47% no recibe pago alguno.
36.6% de los niños mexicanos cuenta con seguro médico, 63.4% no cuenta con ello.
De este 36.6%, el 30% asiste al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Es así que este día, el Día del Niño, encuentra su origen en algo más trascendental que las golosinas, los juguetes y las alegrías que éstos puedan traer, sino que el sentido de este día es para concientizarnos sobre la grave situación que viven nuestros niños alrededor del mundo, saber que tienen derechos y que se merecen lo mejor de nosotros.